El perro de Pavlov, la campana y el marketing

Hace más de 100 años el famoso perro de Pavlov salivaba al escuchar una campana, pensando que era su comida.

Después de tantas repeticiones, la campana había pasado a ser “el sonido” de la comida, una característica propia de la comida, igual que el olor, el sabor o la forma.

Usamos esa analogía para pensar en los precios y su relación con los productos.

Escuchá la columna y dejanos tus comentarios

En tu iPad/iPhone, hacé click acá para escuchar la columna

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Audio, Columna, Marketing, Marketing de servicios, Precios, Radio Continental

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s